CACHIBOLAS

CACHIBOLAS

01-el-cachibolas

CACHIBOLAS

Modelar personajes con plastilina que seca es muy divertido. No solo pasas un buen rato creándolos sino que, además, una vez terminado y bautizado, todos esos personajes empiezan a formar parte de nuestro imaginario particular. Unos los creamos juntos, otros por separado, pero todos acaban siendo un juguete más con el que entretenerse. Tenemos cajas y cajas llenas de personajes extraños. Y lo mejor, no se quedan en meras figuras decorativas sino que, poco a poco, se van tejiendo historias y relaciones entre ellos que surgen del juego espontáneo de un niño de 5 años.

Cachibolas es una obra conjunta: 80% Nico / 20% Mami. Es, sin duda, unos de los más carismáticos. Tiene una personalidad arrolladora y siempre acaba dirigiendo al resto de Compiplastis. Como esos tres superamigos llamados Bolinchis que le hacen caso a todo. Hace unos días modelé la versión chica de Cachibolas, alguien especial que diera mucho juego, pero Cachibolas le dio calabazas rotundas. Yo participo en la creación de los personaje, pero es la imaginación de un niño la que marca el destino de sus vidas.

 

Cachibolas es un vikingo que juega muy bien al baloncesto, tiene 80.000 premios por hora, muchas pupilas, puede rodar con sus pies y no le gustan nada las novias